Actividad física: ¿eres un guerrero del fin de semana?

Last Updated : 22 February 2017

Investigadores de la Universidad de Loughborough (Reino Unido) estudiaron el vínculo entre diferentes patrones de la actividad física y el riesgo de muerte. Preguntaron a las personas sobre la frecuencia, duración e intensidad de sus actividades y concluyeron que incluso un poco de actividad física reduce el riesgo de morir prematuramente. En comparación con las personas inactivas, los "guerreros del fin de semana", que cumplen con las recomendaciones semanales de actividad física con una o dos sesiones, tienen una reducción de riesgo de aproximadamente el 30%.

Un bajo nivel de actividad física se asocia con un mayor riesgo de muerte (mortalidad). Para reducir el riesgo y tener una buena salud física y mental, la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda que los adultos deben realizar semanalmente por lo menos:

  • 150 minutos de actividad aeróbica de intensidad moderada; o
  • 75 minutos de actividad aeróbica de intensidad vigorosa; o
  • Una combinación equivalente de ambas

La actividad aeróbica es cuando el cuerpo está activo, con un aumento del ritmo cardíaco y la circulación sanguínea. Esto aumenta el suministro de oxígeno y asegura una eficiente producción de energía. Algunos ejemplos incluyen caminar a paso ligero, trotar, remar, nadar o montar en bicicleta.

Los autores señalan que la recomendación de la OMS no dice cómo la frecuencia, la duración y la intensidad de la actividad física pueden combinarse mejor para mantener y lograr beneficios para la salud. Las pautas se pueden lograr mediante 30 minutos de actividad física de intensidad moderada 5 días a la semana o 75 minutos de actividad vigorosa de una sola vez.

Este estudio observacional evaluó los patrones de actividad física de más de 63.000 personas de 40 años o más en el Reino Unido. Durante los 18 años del estudio (1994 - 2012), casi 9.000 murieron, de los cuales aproximadamente 1/3 de una enfermedad cardiovascular (ECV) y un poco menos de cáncer. Para comparar los riesgos de mortalidad para los diferentes patrones de actividad, los participantes se agruparon en las cuatro categorías:

  • Inactivos: sin actividad física de intensidad moderada o vigorosa (62,8%);
  • Insuficientemente activos: menos de 150 minutos de actividad física moderada y menos de 75 minutos de actividad física vigorosa por semana (22,4%);
  • Guerreros de fin de semana: al menos 150 minutos de actividad física de intensidad moderada o 75 minutos de actividad física de intensidad vigorosa en una o dos sesiones (3,7%);
  • Regularmente activos: al menos 150 minutos de actividad física de intensidad moderada o 75 minutos de actividad física de intensidad vigorosa en tres o más sesiones (11,1%).

Los investigadores encontraron que, en comparación con el grupo "inactivo", las otras tres categorías tenían riesgos reducidos para todas las causas, ECV y mortalidad por causa del cáncer. Las reducciones en los participantes "insuficientemente activos" y "guerreros del fin de semana" fueron similares, y algo más pequeñas que en los participantes "regularmente activos". En aquellos que cumplieron con las recomendaciones de actividad física, la frecuencia y la duración no afectaron el riesgo.

Los autores concluyeron que incluso una o dos sesiones de actividad física por semana reducen el riesgo de mortalidad, incluso en los participantes "insuficientemente activos", e independientemente de la frecuencia e intensidad. Esto sugiere que cierta actividad física en el tiempo libre es mejor que ninguna.

Para más información, consulte:

O’Donovan G, Lee IM, Hamer M, et al. (2017). Association of “Weekend Warrior” and Other Leisure Time Physical Activity Patterns With Risks for All-Cause, Cardiovascular Disease, and Cancer Mortality. JAMA Intern Med. Published online ahead of print 9 Jan 2017. Doi:10.1001/jamainternmed.2016.8014